sábado, 8 de junio de 2019

La educación como sinécdoque

La presión neoliberal quiere tres cosas de la educación: adoctrinamiento, negocio e instrumentalización empresarial




Enrique del Teso, La Voz de Asturias, 8 de junio de 2018

Una agenda no resume la vida de nadie. Por lo mismo, los titulares de los medios tampoco son el esquema de lo que está pasando, ni los subrayados en fosforito de la actualidad. Hay procesos que avanzan invisibles en los informativos y sin novedades noticiables. A veces las noticias, cuya materia prima es más el impacto que la trascendencia, pueden ser un ruido provocado por los actores políticos que distraiga de esos otros procesos ausentes de los titulares que siguen su curso y nos afectan. Chomsky lleva tiempo advirtiendo de que los medios están fortaleciendo a Trump, tanto los afines como los opuestos. Su histrionismo y provocación zafia acapara la información y distrae de la creciente concentración de riqueza y poder en EEUU. La concentración de poder sucede porque el control de la opinión pública para ganar las elecciones cada vez es más costoso. Los partidos dependen de quienes los financian para llegar al poder y para mantenerse en él, y eso arrastra las políticas más hacia sus intereses que a los intereses generales. La socialdemocracia está metida hasta la médula en ese bucle y solo la presión de una izquierda alternativa pone freno a la indolencia con la que la socialdemocracia se deja llevar perezosamente hacia el liberalismo.

Notamos ya los síntomas en el PSOE. Igual que Rivera se convenció con aritmética de Aravaca que sus 57 diputados eran más que los 66 del PP, la contracción de Podemos en las municipales parece haber convencido al PSOE de que sus 123 diputados son casi 176 y que los 42 de UP no son casi nada. La infamia de un Tribunal Supremo contaminado de miasmas franquistas saca suficiente ruido del Valle de los Caídos y de Cataluña como para que la indignación nos distraiga y nos olvidemos de que Sánchez en realidad apenas modificó lo que dejó Rajoy. Volviendo a las amargas verdades de Chomsky, él vivió la Gran Depresión y dice que aquello fue peor que lo que estamos viviendo, pero con una triste diferencia: entonces sentían estar en una crisis de la que se saldría; «lo que hoy sentimos es que nada volverá, que todo ha terminado». Rajoy no pilotó una crisis, sino un cambio en el orden social. Las oligarquías se convencieron de que no tienen nada que ceder porque creen que no tienen nada que temer. Del estado solo quieren el ejército y la seguridad, quieren políticas sociales desnutridas y que pesen sobre las clases medias y que las clases medias y bajas paguen encima el rescate de las bancarrotas de los grandes.

El caso de la educación

lunes, 3 de junio de 2019

La educación concertada es un fracaso

Piénselo cada vez que barajen esa posibilidad educativa para sus hij@s: Cada centro de educación concertada es un torpedo en la línea de flotación de la pública.



David Bollero, Público, 3 de junio de 2019

El alumnado de la educación concertada crece en España. Lejos de parecer una buena noticia, es pésima porque si algo pone de manifiesto este hecho es el fracaso de nuestros gestores y gestoras, el fiasco de la Administración para hacer frente a las necesidades educativas de la sociedad. Quizás no le interese una educación pública gratuita de calidad, pero somos muchas las personas que la defenderemos hasta las últimas consecuencias.

La educación concertada crece a un ritmo de 20.000 alumn@s adicionales cada año. Y las subvenciones que recibe también: más de 6.000 millones de euros al año. Hoy, Raúl Bocanegra revela cómo los presupuestos de la tríada PP-Cs-Vox salen al rescate de la Iglesia católica y sus colegios concertados, dotándolos de más dinero que a la educación pública. A nivel nacional y bajo el Gobierno de Pedro Sánchez (PSOE) con los presupuestos del PP, la educación concertada también vio incrementada sus partidas.

Cada euro de dinero público que subvenciona a este tipo de educación es una prueba del fracaso de nuestros gobernantes. La única justificación que hay detrás de estas subvenciones es la falta de centros escolares en un área para poder cubrir toda la demanda que existe. De producirse este hecho, se evidencia que alguien no ha hecho bien su trabajo, no ha previsto una crecimiento demográfico en regiones específicas o no ha sido exquisito a la hora de dotar de recursos educativos al boom del ladrillazo. Sin embargo, se sigue dotando de suelo público a intereses privados para que hagan negocio con la educación. ¿Por qué no destinar ese suelo a levantar un centro público? Decisiones como las de la ahora defenestrada Manuela Carmena de no ceder suelo público a la Comunidad de Madrid para que ésta los entregue a la educación concertada es una medida tan valiente como necesaria. Ojalá tuviera más réplicas.

lunes, 20 de mayo de 2019

Libre elección de centro y segregación escolar: un binomio constitucionalmente inaceptable




Ana Valero, Al revés y al derecho, 20 de mayo de 2019

Que la educación en España no es equitativa es un hecho. Según la segunda edición delEstudio “Vía Universitaria” (2017-2019) de la Xarxa Vives d’Universitats, los hijos universitarios de progenitores con un nivel formativo bajo solo representa un 22% del total del alumnado. Algo que trae causa, sin duda, en la desigualdad existente en la educación básica, donde la segregación escolar está teniendo consecuencias nefastas para la cohesión social y cultural de nuestra sociedad.

Los datos a día de hoy, y tras la alternancia de distintas leyes educativas, evidencian que existe una preocupante concentración del alumnado socialmente vulnerable en la escuela pública.

Así, en relación con la concentración de estudiantes inmigrantes, los datos son los siguientes: en cinco Comunidades Autónomas la red pública de centros educativos escolariza a más del 90% del total de alumnado inmigrante extranjero (Melilla, Ceuta, Andalucía, Extremadura y Castilla-La Mancha); seis registran entre el 80% y el 90% (Murcia, Canarias, Valencia, Cataluña, Baleares y Galicia), otras seis entre el 70% y el 80% (Asturias, Argón, Navarra, La Rioja, Madrid y Castilla-León) y dos entre el 65% y el 70% (Cantabria y País Vasco).

Pero la segregación escolar no sólo está vinculada a la nacionalidad sino también perfil socioeconómico: pues nueve de cada diez centros que concentran al alumnado de perfil socioeconómico bajo son públicos.

Esta situación se explica por la conjunción de diferentes factores, entre los que destacan:

martes, 7 de mayo de 2019

El derecho a la educación desde los 0 años

En la etapa educativa de 0 a 3 años se la reconoce mucho más como servicio para las familias que como una oportunidad educativa fundamental. ¿Qué se necesita para que se reconozca, definitivamente, su valor y el significado plenamente educativo para los niños de 0 a 3 años?

Fuente imagen

Gino Ferri, El diari de l´educació, 7 de mayo de 2019

Que la educación sea un derecho universalmente reconocido es un hecho, ya que es exactamente lo que se afirma en el artículo 26 de la Declaración Universal de Derechos Humanos (ONU, 1948). Pero a pesar de esta evidencia, sería interesante preguntarse: cuando empezaría este derecho? Es decir, a partir de qué edad se le reconoce al ser humano el derecho a la educación? No es una pregunta retórica, porque cada posible respuesta supone muchas implicaciones en cuanto a los sistemas educativos de los distintos países. Y según la respuesta cambiarían, muchísimo, las políticas educativas y sociales que los países deberían poner en marcha para cumplir con la obligación de ofrecer oportunidades educativas a sus ciudadanos.

Si se intenta buscar la respuesta en los textos oficiales, ni la "Declaración de los Derechos del Niño" (ONU, 1959) ni la posterior "Convención sobre los Derechos del Niño" (ONU, 1989), aclaran definitivamente el tema. Pero, al hablar de educación obligatoria y gratuita en las etapas elementales, han dejado espacio a las interpretaciones más comunes. Es decir, que el derecho a la educación empezaría a los 6 años. Todo lo que viene antes es como si fuera una "concesión", algo que se ofrece sin que necesariamente sea a partir del reconocimiento de un derecho fundamental del ser humano.

En mi opinión este es uno de los grandes problemas que afectan a una etapa educativa importantísima como es el ciclo 0-3 a la que se le reconoce mucho más la identidad de servicio para las familias que la oportunidad educativa fundamental para los niños y niñas.

¿Qué identidad se reconoce a las instituciones para la etapa 0-3?


El pleno reconocimiento de la identidad educativa de la etapa 0-3 es un tema que aún queda pendiente por resolver, en todos los sentidos:

jueves, 2 de mayo de 2019

Vox y la Contrarreforma



Recogía el pasado día 28 Sevilla Laica en su blog una "incidencia" que tuvo como protagonistas no buscados los trabajos del alumnado de un instituto sevillano. Y es que en el colegio electoral instalado en el Centro Cívico Las Sirenas, y a petición del apoderado de Vox, el representante de la Junta Electoral en el Distrito mandó retirar dos paneles de la exposición "ConsumoArte", realizada por alumnado del Instituto IES San Isidoro.

(Sobre las circunstancias en que se produce el hecho escribe en Facebook Manuel Pérez Báñez)

La exposición "ConsumoArte" recoge los trabajos del alumnado de un colectivo de docentes de Dibujo de Sevilla, EnModoArte,  que desde hace 5 años asume el reto de acercar el Arte Contemporáneo a las aulas, mediante propuestas que indagan entre las prácticas artísticas y educativas. "Una conexión entre las prácticas artísticas y educativas que nos lleva a reflexionar sobre el papel del Arte en nuestras vidas" "Arte Pop, Vintage, pero también Redes Sociales a través de las cuales los jóvenes se comunican y crean su propia identidad"

Sobre la ingerencia de VOX, (con el visto bueno de la mesa electoral), en la dinámica y en la práctica escolar escribe Ángeles de la Torre en la web de Europa Laica. Ángeles de la Torre es  profesora de Plástica en Secundaria, doctora en Bellas Artes, pintora y escritora y participa en la Colectiva de las Maculadas. Antiquarium de Sevilla.

VOX CONTRA LA MACULADA DE LAS SIRENAS. El caballo exterminador de la libertad de expresión.

martes, 23 de abril de 2019

La invisible censura franquista que sigue viva en los libros que lees



Información proporcionada por la Subsecretaría de Propaganda para la población civil. BIBLIOTECA NACIONAL DE ESPAÑA | CC BY-NC-SA / El diario.es


En el Día del Libro, El Diario.es nos ofrece un artículo de Jordi Cornellà-Detrell, profesora titular de Estudios Hispánicos en la Universidad de Glasgow, en el que se advierte de que muchas de las traducciones de los clásicos de la literatura actualmente en circulación son aún las versiones aprobadas por los censores, por lo que resulta urgente "sensibilizar a los lectores y al sector cultural respecto a los efectos a largo plazo de la censura"
El Diario.es, 23 de abril de 2019

Hace 80 años que terminó la guerra civil, un conflicto que sigue generando debate y opiniones encontradas. No hay duda de que, décadas después de la muerte del general Franco, la dictadura continúa proyectando una larga sombra sobre la sociedad española. Los aspectos del pasado aún sin resolver abarcan desde la existencia de cientos de fosas comunes todavía sin exhumar a la frecuente publicación de libros que fueron censurados durante la dictadura.

En efecto, pocos lectores son conscientes del hecho de que uno de los legados más importantes del franquismo es el impacto continuado de los libros expurgados hace décadas por los censores, tanto en España como en el mundo hispanohablante en general. Estos textos manipulados incluyen, por ejemplo, a autores como Ira Levin, George Orwell, Ian Fleming, Muriel Spark, Ernest Hemingway, James M. Cain, Bill S. Ballinger, Henry Miller y James Baldwin.

Los textos censurados

Muchas de las traducciones de los clásicos de la literatura actualmente en circulación son aún las versiones aprobadas por los censores, con frecuencia sin el conocimiento de los editores ni de los lectores. Este hecho supone un ataque a la libertad de expresión y debería abordarse de manera urgente, particularmente ahora que Vox amenaza con derogar la Ley de la Memoria Histórica.

Entre 1936 y 1966, cualquier libro que se quisiera publicar era inspeccionado por los censores del régimen, que decidían si el texto se prohibía en su totalidad o podía publicarse con cortes. En 1966 la consulta se convirtió en voluntaria, pero las autoridades podían retirar de la circulación cualquier libro considerado inaceptable, lo que estimuló la autocensura de autores, editores y traductores.

El régimen reguló de manera estricta la publicación, traducción y circulación de textos con el fin de reforzar un conjunto de valores morales, sociales y religiosos conservadores, promover la uniformidad ideológica y cultural y manipular la historia, especialmente la memoria de la guerra civil.

domingo, 21 de abril de 2019

Calendario escolar / Acabemos con la Semana Santa ya: por qué nadie se atreve aunque sea lo más lógico

La luna ha decidido este año que pasemos más de tres meses sin disfrutar de un solo día festivo. Para los adultos es un problema; para los estudiantes, un desastre


Niños vestidos de penitente en una escuela de Sevilla. (Reuters)


Héctor G. Barnés. El Confidencial, 21 de abril de 2'019


Estamos todos hechos polvo. Miro a mi alrededor y veo el cansancio de los que no han tenido ni un día de fiesta en más de tres meses, mezclado con el atontamiento de la astenia primaveral. Nos cuesta reconocerlo, pero he visto a mi alrededor demasiadas personas cabeceando en el metro o cayendo víctima de esas enfermedades que uno pilla cuando tiene bajas las defensas, signo inequívoco de que se necesita un descansito. Y si los adultos estamos agotados a causa de un calendario festivo que ha provocado casi casi el mayor vacío de descanso entre Reyes y Semana Santa –el récord se encuentra en cinco días más–, ni hablemos de los adolescentes.

En los últimos días he oído a varios profesores quejarse de lo mismo: que la Semana Santa caiga tan tarde ha provocado un “caos” organizativo y pedagógico. Especialmente para los alumnos de Bachillerato, que deben enfrentarse a la segunda evaluación, la tercera, la cuarta y las pruebas de acceso a la universidad en un período de apenas unas semanas. Algo aún más difícil en Madrid, donde se juntan otros festivos (el 1 y el 2 de mayo, fiesta de la Comunidad; el 15, San Isidro) además de otros hitos del calendario, como las pruebas de evaluación de tercero de primaria y cuarto de ESO. Vamos, que uno puede pasarse estos meses de examen en examen sin recibir una sola lección.
Si la ubicación de la Semana Santa en el calendario depende de la luna, quizá es hora de que la astrología no influya en el rendimiento escolar